Santa Barbara

No tiene gracia alguna esto del ebola. No es algo que se deba tomar a la ligera en absoluto. No se ni de donde viene ni tengo idea de si en algun momento estaremos en situacion de combatir una enfermedad que afecta - en proporcion - a tan poca gente en el mundo, pero desde luego es algo que me asusta y que deberia poner en guardia a todo el mundo.

En un mundo tan ultra-regulado como el medico, resulta gracioso como se pasa de no tener interes en investigar la enfermedad a saltarse todos los protocolos de control y testeo de un nuevo farmaco o tratamiento solo porque la opinion publica asi lo exige. Eso hace que desgraciadamente, los actuales enfermos se conviertan en simples cobayas de laboratorio, aunque aun asi imagino que esta bien para atraer atencion y fondos a la lucha contra la enfermedad. Debe ser la diferencia entre tener tres casos en USA vs 8000 en Sierra Leona. No todas las vidas valen lo mismo, por si alguien lo dudo alguna vez.

Lo que es inadmisible es, como de costumbre, la forma en la que todas estas cosas se tratan en nuestro panderetil pais cuando al final nos afectan ... como nos han afectado. Ni los dos religiosos fallecidos ni la enfermera contagiada en acto de servicio importan nada. Lo que importa es decir con empaque y piel morena que todo esta bien y que tenemos los medios y que la cosa esta bajo control .... cuando todo el mundo sabe perfectamente que no lo esta. No hace falta leerse El País. La falta de claridad y de cualquier atisbo de verdad en nuestros queridos politicos es asombrosa. Menos mal que ya tenemos solucion. Gabinete de crisis en manos de la vicepresidenta. Tranquilidad. Ya esta todo en buenas manos. Seguramente tenia el remedio contra la enfermedad en el cajon de la mesilla, se conoce todos los protocolos hospitalarios a seguir en estos casos, sabe como se ponen los trajes de seguridad y conoce a todo aquel que estuvo en contacto con la pobre enfermera infectada. Como casi siempre y como decia mi abuela, nadie se acuerda de Santa Barbara ....

1 comentario: